CARTAS DE FAMOSOS

Donald Trump

El polémico presidente de los Estados Unidos de Norteamérica tiene la influencia del signo de Géminis como su signo solar y a Leo en el ascendente. Descubre características de su personalidad gracias al estudio de su carta astral.

Nacido bajo el signo dual de Géminis y con ascendente de fuego en los últimos grados de Leo. Este ascendente dota al presidente de los Estados Unidos de Norteamérica de un profundo egocentrismo y voz de mando. Tiene capacidad de liderazgo que combina con fuertes dosis de autoritarismo, despotismo y tiranía. Sumemos la presencia de Marte, el planeta de la agresión y el impulso en su ascendente. Este planeta se encuentra en el tercer decanato que, según los astrólogos caldeos, está asociado también a la influencia de Marte. Como podemos observar, aumenta de sobremanera la tendencia a la independencia, a la imposición y el predominio de la opinión y la violencia a la hora de expresarse. Está muy marcado el temperamento colérico – bilioso.
El regente de la carta de Trump es el Sol. Ya podemos esperar la necesidad de brillo, reconocimiento y éxito. Este planeta se encuentra en una conjunción con el Nodo Norte. Los nodos en astrología nos ayudan a identificar la misión que tenemos en nuestra actual encarnación y diferenciarla de todo el bagaje que traemos de una vida pasada. La conjunción Sol – Nodo Norte nos habla de una importante misión en esta vida. Una labor vinculada con el gobierno, los altos cargos y el prestigio. Totalmente opuesto a su Nodo Sur, éste último se encuentra en una conjunción partil con la Luna, el arquetipo del pueblo y las masas. En otra vida, Trump fue una persona humilde y posiblemente, inmerso en una cultura o país completamente distinto al que nació. Es probable que tenga modos de actuar campechanos, provenientes de una herencia extranjera que pretende negar pero que, inconscientemente, sale a flote cuando la tiranía le da paso a su humanidad.
Sigamos analizando la relación astrológica que existe entre su Luna y el Sol. Por un lado, el Sol conjunción nodo norte en la casa X se refiere a esa misión de vida, totalmente vinculada al poder, la grandeza y los lujos. Al otro lado del cielo, la Luna, el arquetipo de las masas y el pueblo en el signo de Sagitario, la energía del centauro habla de las lenguas extranjeras, agrupa todas las culturas y todas las religiones. El Sol de Trump se encuentra en oposición a las masas, a los más humildes, aquellos inmigrantes que escapan de armas y tierras sangrientas para volver a vivir. La Luna es el inconsciente, el pasado y también la madre, es exactamente el mismo guión que su progenitora vivió cuando desembarcó en New York el 11 de mayo de 1930 proveniente de Escocia. La Luna de Trump en oposición a su Sol describe imágenes presentes entretejiéndolas con imágenes pasadas. Este aspecto también nos habla de una identificación con su energía solar y una total negación de sus raíces extranjeras y de su pasado.
Ahora bien, esta aparente xenofobia lo ha conducido a transgredir pactos importantes con distintos países. Estas decisiones, muchas veces tomadas de una forma tiránica, han sido catalogadas de excéntricas, extremas y radicales. Todas estas tendencias no son raras cuando hablamos de una persona que tiene el Sol en conjunción con Urano, el planeta de lo raro e impredecible. Pero observemos algo más, el Sol tiene gobierno sobre el sector XII, el ámbito de la salud y Urano es co-regente del sector VI, también vinculado a este aspecto. El regente de la salud va hacia el signo de géminis (la mente). Por otro lago, Urano genera desordenes nerviosos, mucho más cuando la constelación de acuario (signo que rige todo el entramado del sistema nervioso) se encuentra en la casa VI (salud). Es probable que este personaje tan polémico tenga algún desorden de tipo nervioso o mental, sumado a una fragilidad a nivel circulatorio y cardiovascular, mucho más en este momento cuando Saturno por tránsito le está haciendo la oposición a su Sol.
En la casa de la profesión (sector X) se encuentra la energía de Tauro brindándole solidez, una constancia a prueba de bala y también la relación estrecha con importantes entidades financieras, así como sus negocios vinculados a hoteles. Venus, regente de este sector, se encuentra en cáncer, un signo cómodo para este planeta que envía rayos benéficos al medio cielo, la parte más alta de la carta y donde se encuentra a energía del toro. En pocas palabras, su configuración es muy positiva y augura éxito. Las caídas económicas fuertes que tuvo están dadas por la conjunción que tiene esta Venus con Saturno, el planeta de las pruebas. No obstante, Saturno también está en armonía al medio cielo y favorece su crecimiento a pesar de las pruebas que también le genera. En la casa del dinero se ubica el planeta Júpiter en el signo de Libra, esto establece que el primer matrimonio con Ivana le dio el impulso o la suerte para despegar de manera exitosa en el mundo de los negocios y convertirse en el magnate comercial que todos conocen. Evidentemente ella ejerció un protagonismo notable en el éxito de él. Sumado a que el signo de Tauro se ubica en el medio cielo irradiando a toda la carta con su energía y como sabemos Tauro es el signo regido por el planeta Venus relacionado con el amor y el dinero.
Saturno rige la casa del matrimonio, Venus es el planeta que gobierna, como lo habíamos mencionado, la casa X, la del destino profesional. Ambos planetas están juntos en armonía con el medio cielo. Esto enfatiza el apoyo de la pareja y las buenas decisiones que tomo gracias a la asesoría femenina. La luna es la dispositora o la dueña del signo donde estos planetas habitan y como se encuentra mal aspectada por Saturno y Urano se generó la ruptura de su primer matrimonio.
El estudio de un mapa natal es amplio, tiene infinitas dimensiones de interpretación y por lo tanto de complejidad. Hasta aquí un breve resumen de lo más significado de este excéntrico personaje.

 

 

Top